¡AY SEÑOR, SEÑOR! AHORA TAMBIEN EL CID IBARRA


Recuerdo que hace unos años había una serie televisiva que se titulaba algo así como “Ay, Señor, Señor”, y lo cierto es que el recuerdo de su título me vino enseguida a la cabeza al escuchar las declaraciones del sr. Ibarra criticando que la posible entrada en prisión de Otegui se deba a la convocatoria de una manifestación ilegal. Si, SI el presidente extremeño, el azote zapateril, el que parecía el Cid extremeño, se ha metido en extraños jardines. Dijo para ser más exactos que “en España hay una manifestación ilegal todos los días” y repitió que “ese delito lo cometen muchas gentes en España durante todos los días“. Y añadió: “Si se empieza a meter en la cárcel a la gente por convocar manifestaciones ilegales vamos a tener que ampliar las cárceles”.
Pero ¡ay señor, señor!, nos quiere hacer comulgar con ruedas de molino, compara “manifestantes”, que los hay y muchos, pero en su justo término, con aquellos que utilizan una manifestación como un arma más del terrorismo, como una pata más de la mesa estratégica del terror contra los ciudadanos demócratas y de bien, con aquellos que amparan en sus manifestaciones atentados de más o menos intensidad, y que buscan al modo bolchevique una revolución en la calle, una clara situación de inseguridad y de falta de libertades, un atentado constante a la convivencia en paz y con seguridad.
Sr. Ibarra piense bien antes de hablar, no interfiera en la acción de la justicia, y si Otegui tiene que ingresar en prisión y uds. los socialistas creen que es interlocutor de algo, visítenlo en la trena, pero seamos serios. Contra el terrorismo policía, justicia y rigor
democrático.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *